Esperando al Señor con Ella:
la Llena de Gracia

 

El Adviento pasado aprendimos  o recordamos la palabra
THEOTOKOS (“Madre de Dios”);
este, podemos aprender una palabra nueva:
Kejaritomene (gratia plena).
Lo hacemos escuchando un minuto de música entrañable:
Kejaritomene · Eduardo Paniagua · Luis Delgado · Jesús Greus · Luis Paniagua

Todos hemos leído el pasaje de la Biblia (Lucas 1, 28) en el que el Ángel Gabriel se presenta ante la Virgen María para anunciarle que ella concebiría a Jesús.

La primera parte de ese famoso saludo del Ángel ha sido traducida al español de muchas maneras; las más conocidas son las siguientes:

  • Alégrate, llena de gracia.
  • Salve, muy favorecida.
  • Alégrate, muy favorecida.
  • Salve, llena de Gracia.

Aunque estas traducciones tienen pequeñas diferencias, todas tienen un punto en común: ninguna llega a expresar totalmente la intención de Lucas al escribir ese pasaje del evangelio en griego.

Pero no se molesten con los traductores ni vayan a mirar sus Biblias con desconfianza. Lo que aquí sucede es que no existe una sola palabra en nuestro idioma que sirva para traducir con exactitud el saludo del Ángel: Χαίρε κεχαριτωμένη (Jaire, Kejaritomene).

Cf. El saludo del Ángel a María esconde este maravilloso secreto

5 pensamientos en “Esperando al Señor con Ella:
la Llena de Gracia

  1. MARIA é figura do Advento juntamente com Isaías e João Baptista.Haja Advento em nossas vidas para finalmente fazermos MEMORIAL de NATAL em nós.

  2. Gracias. Me emociono.
    Cuando identifiqué esta escala repetida rítmicamente con la luminosidad celeste de María, jóven humana que cambió la historia, me ruborizaba nombrarla como algo mundano… y descubrí en mi comunidad cristiana desde 1070, año 1980, esta hermosa y preñada palabra griega. Los neopaganos de mi entorno no preguntaron, los cristianos se identificaron. Ahora góthico yo, refuerzo todo ello y me identifico y agradezco esta intención para este Adviento.
    Gracias …a los Voltar y demas

  3. Esta bellísima palabra -KEJARITOMENE- me ha acompañado desde los 20 años, cuando le oí explicar a un profesor mío el precioso pasaje de la Anunciación. De tal forma se quedó grabada en mí que he podido orar con ella infinidad de veces. ¡ALÉGRATE, LLENA DE GRACIA!

  4. María, la llena de gracia, sin mancha de pecado, es la mujer que más gracias ha recibido de Dios.

    Cada vez que rezamos el Avemaría, saludamos a la Virgen, como lo hizo el Ángel en el día de la Anunciación.

  5. KEJARITOMENE! Para mi sí que es una palabra nueva que pienso aprender y aplicar a ese momento sin par en la historia de la humanidad, el saludo del ángel Gabriel a la Virgen María. Gracias por la palabra y por esa evocadora música de Eduardo y su grupo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *