Ildefonso de Toledo


Hoy recordamos a san Ildefonso de Toledo (+ 667)
destacando un libro de entre sus obras:
El Comentario sobre el conocimiento del bautismo
Anotaciones sobre el conocimiento del bautismo (Liber de cognitione baptismi unus)
Esta obra es «de sumo interés para la historia del bautismo en España.
Escrito con finalidad pastoral, expone al pueblo sencillo la doctrina de la Tradición sobre este sacramento. Dividido en 142 capítulos, en los 13 primeros trata de la creación del hombre y de la caída original;
en los cap. 14-16, del bautismo de Juan y del bautismo de Cristo, afirmando que solo el último perdona los pecados;
en 17-35, expone cómo se ha de recibir el bautismo y explica las ceremonias;
en 36-95, explica el Credo niceno, que ha de aprenderse de memoria (es un valioso documento para el estudio de la historia del Símbolo en España);
en 96-131, vuelve sobre las ceremonias bautismales;
en 131-137, explica el Padrenuestro;
en 138-140 trata de la Comunión, y
en 141-142 explica la liturgia del lunes y martes de Pascua como coronación de las ceremonias de la iniciación cristiana.
Las fuentes principales son: las Enarrationes in psalmos de San Agustín, las Moralia de San Gregorio Magno y las Etimologías de San Isidoro«.
(Wikipedia – Ildefonso de Toledo)

Sigue leyendo

III Domingo (A):
un encuentro que revela y cura


Al enterarse Jesús de que habían arrestado a Juan se retiró a Galilea.
Dejando Nazaret se estableció en Cafarnaún, junto al mar, en el territorio de Zabulón y Neftalí, para que se cumpliera lo dicho por medio del profeta Isaías:
«Tierra de Zabulón y tierra de Neftalí, camino del mar, al otro lado del Jordán, Galilea de los gentiles. El pueblo que habitaba en tinieblas vio una luz grande; a los que habitaban en tierra y sombras de muerte, una luz les brilló».
Desde entonces comenzó Jesús a predicar diciendo:
«Convertíos, porque está cerca el reino de los cielos».
Paseando junto al mar de Galilea vio a dos hermanos, a Simón, llamado Pedro, y a Andrés, que estaban echando la red en el mar, pues eran pescadores. Les dijo:
«Venid en pos de mí y os haré pescadores de hombres».
Inmediatamente dejaron las redes y lo siguieron. Y pasando adelante vio a otros dos hermanos, a Santiago, hijo de Zebedeo, y a Juan, su hermano, que estaban en la barca repasando las redes con Zebedeo, su padre, y los llamó. Inmediatamente dejaron la barca y a su padre y lo siguieron.
Jesús recorría toda Galilea enseñando en sus sinagogas,
proclamando el evangelio del reino
y curando toda enfermedad y toda dolencia en el pueblo.
Evangelio según san Mateo (4,12–23)

***

Sigue leyendo

Himno II del códice de san Isidro

El segundo de los seis himnos
que el códice medieval dedica al santo labrador mozárabe
es una contemplación del Señor todopoderoso,
pero que se complace en los humildes como Isidro.
La versión al español de V. Cristóbal
-hasta ahora inédita- reza así:


Imagen antigua de san Isidro en el <arca mosaica> (s. XIII, Catedral de Madrid)

***
¿Quién como Nuestro Señor,
que todo tiene en su mano,
bajo cuyos pies se extiende
tierra, mar, cielo encumbrado?
Mas a Él solo en sus alturas
le complace lo más bajo.

El rey magno y honorable,
que domina toda cosa,
rey potente e inefable
en sus obras virtuosas,
admirable Salvador
con su redención copiosa,

por el mundo estableció
muchos príncipes y reyes,
y quiso que todos fueran
dadores de justas leyes,
mas no dejó en medio de ellos
de exaltar al indigente.

Sigue leyendo

Semana de oración por la unidad
y fiestas natalicias en Oriente


El Bautismo de Cristo, GOYA (1780)

***
Hoy en las Iglesia Orientales -que siguen el calendario juliano-
se bendicen las aguas.
Hoy en la Iglesia armenia es la Noche de Epifanía, también según el calendario juliano.
Hoy comienza la semana de oración por la unidad de los cristianos.

La Santa Sede presentó un interesante documento sobre el diálogo ecuménico
que merece la pena conocer y difundir:
Documento del Pontificio Consejo para la Promoción de la Unidad de los Cristianos

Sigue leyendo

¿Qué es el año litúrgico? 


Torre de san Miguel (Glastonbury)

***
El año litúrgico o año cristiano es la superposición del transcurso normal del año
con los misterios de la vida de Cristo:
desde la Encarnación hasta su retorno en gloria.
El año litúrgico comienza con el Adviento,
el tiempo de la espera del Señor,
tiene su primer punto culminante en el ciclo festivo de la Navidad
y el segundo, aún mayor,
en la celebración de la Pasión, Muerte y Resurrección de Cristo en la Pascua.
El tiempo pascual termina con la fiesta de Pentecostés,
el descenso del Espíritu Santo sobre la Iglesia.
Las fiestas de la Virgen María y de los santos jalonan el año litúrgico;
en ellas la Iglesia alaba la gracia de Dios, que ha conducido a los hombres a la salvación.
[Catec. 1168-1173, 1194-1195]

***

Sigue leyendo

HIMNO I del Códice de san Isidro (s. XIII) 


Grabado del santo labrador mozárabe en el <Isidro> de Lope de Vega (1599)

***
Este himno, cuyo original en lengua latina
ha sido editado musicalmente por E. Paniagua (2018)
en <Isidro mozárabe>,
se presenta ahora en una versión inédita de V. Cristóbal López:

Alabemos al egregio, 
por su gran virtud famoso, 
ejemplo de adoradores 
de Dios con afán celoso, 
a San Isidro, varón 
en méritos abundoso. 

Dejando el sueño y el lecho, 
de divina gracia henchido, 
muy temprano se levanta, 
marcha a los templos divinos 
y a los de la Virgen Madre, 
demorándose a su abrigo. 

En la casa de María 
con suma efusión cordial, 
ante la Madre y el Hijo 
suspiraba con piedad, 
y a vecinos oratorios 
lo hace entrar su ardiente afán. 

Sigue leyendo

¡Este es el Cordero!


El Bautista presenta a Jesús
como el Siervo de Dios,
el Cordero de Dios.
Es una <epifanía>
que celebramos después del domingo
del Bautismo del Señor.

El Rito romano despliega en tres jornadas
lo que el Rito hispano concentra el día 6 de enero:
la <epifanía> o manifestación
a los Magos,
en el Bautismo en el Jordán
en las Bodas de Caná.

En el ciclo A, del Rito Romano,
contemplamos hoy al Bautista
manifestando a Cristo como Cordero.

***

Sigue leyendo